Revista digital de Artes escénicas -Año 9º-

«La infamia» en Naves del Español en Matadero

Lydia Cacho es una periodista y activista mexicana que ha luchado durante toda su vida contra la violación de los Derechos Humanos. Una mujer valiente y comprometida que ha peleado y pelea por los derechos de la mujer y contra el feminicidio que asola su país, jugándose la vida en cada una de sus investigaciones periodísticas. Durante estos años ha desafiado y denunciado a mafiosos, políticos o empresarios multimillonarios que atacan, abusan, compran, violan o asesinan a mujeres, niñas y niños mexicanos. 

En 2005 presentó el libro Los demonios del Edén, un amplio estudio en el que denunciaba una red internacional de pedofilia y explotación sexual de niños y niñas, de entre cuatro y catorce años de edad, organizada desde Cancún por el empresario hotelero Jean Succar Kuri, que surtía de pornografía infantil a otros poderosos empresarios y políticos mexicanos y extranjeros. A los pocos meses de la publicación, un dispositivo policial “legal” secuestró a la periodista frente a sus oficinas en Cancún. En ese momento arrancó un viaje en coche que duró más de veinticuatro horas en el que cruzó el país sufriendo continuas torturas y amenazas de muerte. 

Esta es la historia real que vivió la periodista por no callarse ante tanta injusticia. Siempre es complicado llevar una relato al teatro y más si es una experiencia vivida recientemente. ¿Cómo hacerlo para no caer en la «amabilidad» narrativa?¿Cómo hacerlo para que no se convierta en una experiencia brutal y efectista?… Complicado empeño del que salen airosos todo el equipo. Nada es gratuito en la propuesta, incluso el elemento audiovisual, que muchas veces distrae el eje de lo que se quiere contar, aquí es una ángulo más para entrar al fondo en lo que ocurrió y para que, al salir del teatro, no se quede en una historia más que nos han contado si no que se quede pegada a nuestra nuca como el aliento asqueroso de los personajes que quisieron callar la voz ética de la autora que, ahora, cada noche, surge de nuevo entre las brumas de la escena para poner un poco de luz a este mundo oscuro y hacernos responsables de lo que pasa en él y que, podría cambiar si nos lo proponemos.

Adolfo Simón

La infamia | Teatro Español and Naves del Español

Los comentarios están cerrados.