Revista digital de Artes escénicas -Año 9º-

Entradas etiquetadas como “Laboratorio de Creación (LAZONAKUBIK)

Hard Candy de Brian Nelson en el CDN

Thonggrrrl14 y Lensman319 llevan semanas chateando y flirteando en la red. Por fin han decidido conocerse. Thonggrrrll14 es Hayley, una adolescente de unos 14 años, y Lensman319 es Jeff, un afamado fotógrafo de moda de 32 años. Tras un breve encuentro en una cafetería, Hayley accede a ir a casa de Jeff con el pretexto de escuchar un concierto. Pero Hayley tiene un sofisticado plan, que empieza por tenerle secuestrado en su propio apartamento. Está empeñada en desenmascarar a Jeff como pederasta y también como asesino de la desaparecida Donna Mauer. Y de este modo, obligarle a asumir las consecuencias de sus actos. Para conseguirlo hará todo un despliegue de recursos sorprendentes para una chica de 14 años, aunque Jeff no se lo pondrá fácil. El cruce de caminos creativos entre el Laboratorio Rivas Cherif (CDN) y el Laboratorio de Creación (LAZONAKUBIK) está dando resultandos interesantes, lástima que se muestran poco tiempo en programación. El caso que nos ocupa, Hard Candy, en adaptación de Lola Blasco y puesta en escena de Julián Fuentes Reta da un giro al cuento que siempre nos han hecho creer sobre esa caperucita frágil y débil que se encuentra con el lobo en el bosque, en este caso, la adolecente toma las riendas de una situación en la que ha de vengar a muchas niñas abusadas a lo largo de la historia. Una propuesta dura, llena de hallazgos escénicos que mantienen al espectador pegado a la butaca del teatro.
Adolfo Simón
candy


“Fortune Cookie” de José Manuel Mora en el CDN

Producto de la colaboración de Laboratorio Rivas Cherif (CDN) y el Laboratorio de Creación (LAZONAKUBIK), “Fortune Cookie” aborda el ritmo vital trepidante del individuo de hoy, a merced de estímulos externos, y la paradójica consecuencia de olvidarse de vivir.

Carlota Ferrer dirige este texto de José Manuel Mora en el que las trayectorias vitales de diferentes individuos se entrecruzan en un marco de crisis existencial. Un interesante trabajo corporal, que incluye coreografía de artes marciales, y una fuerte apuesta estética oriental sientan las bases de una ambiciosa dramaturgia que aglutina en una tormenta de nieve las dispares circunstancias de los personajes: la incapacidad de amar que instala al individuo en vacías aventuras pasajeras, la inhumana situación de discriminación de las niñas en China, VIH y la necesaria protección en las relaciones sexuales y un largo etcétera de temas dignos de un gran cenital propio.

El título del trabajo se corresponde con el de una obra que uno de los personajes, Rosalba (Esther Ortega), quiere producir y distribuir como último esfuerzo desesperado por recuperar el amor de su vida. Al mismo tiempo, el personaje Autor (Joaquín Hinojosa) incluye en “Fortune Cookie” reproducciones de conversaciones y situaciones reales. Lleva el teatro a su realidad también como solución a su crisis.

Entre otras cosas, en “Fortune Cookie” se lee una llamada a la libertad y fuerza vital que el teatro ofrece como ningún otro espacio.

Actualmente, hay una creciente tendencia a refugiarse en la filosofía oriental como escape de la hiperestimulación que gobierna nuestras vidas, igual que, en momentos de enfermedad, muchas personas se acercan a la religión en busca de sosiego frente a la idea de muerte. ¿Estamos crónica y espiritualmente enfermos los que vivimos en la vorágine de actividad de este tiempo? ¿Es el teatro la religión que todos, sin saberlo, buscamos para purgar nuestros demonios?

Quique Rojas.Fortune-Cookie-550x278